martes, agosto 26, 2008

Erase una vez en La Mancha. Episodio 4

Martes 04 de Agosto de 2008:
8.Aventuras por La Mancha. Albacete: Los Invasores.

Nuestra primera excursión no fue a visitar iglesias ni monumentos, ni lugares pintorescos (aunque pintoresco sí era nuestro destino, para qué comentarlo). Que mejor empezar nuestra ruta manchega visitando Albacete (la Manhattan de La Mancha) Pero no os penséis que íbamos a ver la ciudad y admirar sus calles y sus parques, que va. En todo caso lo que íbamos a admirar eran tenderetes de mercadillo, el mayor mercadillo de ropa, aparte de animales y alimentos que he visto en mi vida. Más de 600 puestos callejeros (y alguno que otro ilegal) para deleitar a los amantes de las gangas.

No sé porqué motivo los llaman "Los Invasores" pero sí es cierto que todo el recinto ferial donde están ubicados se encuentra invadido. Tratar de ir en un grupo homogéneo en estas circunstancias es una locura así que decidimos crear dos grupos. Uno grande formado por: José, Sonia, Isaac, Adam, Miguel y yo, y otro más pequeño formado por David, Alexa “La Cuña” y Laura. Mi sobrina estaba con ganas locas de comprarse cosas y se le notaba bastante nerviosa así que en manos de una experta mercadillera como “La Cuñá” iba a conseguir aquello que realmente buscaba. Menos mal que seguimos el consejo de la novia del primo de Miguel y David y presentarnos en el lugar temprano. No porque nos fuese a arrebatar las compras los madrugadores, sino porque aguantar el sol de agosto en plena cabezota podría ser una experiencia mortificante y peligrosa.

Pateamos el mercadillo, vimos de todo y compramos lo que más necesitábamos en esos momentos: Calzoncillos. Para todos los miembros masculinos de la casa. Laura se compró bragas y sostenes de esos de tres a cinco euros, como nos sucedió a nosotros con los gallumbos.

También compramos comida. Aceitunas, berenjenas de Almagro, fruta y alguna porquería más que nos apetecía. Esperamos a los otros miembros de la expedición en un bar cerca de los coches, al amparo del aire acondicionado y refrescándonos con varios tipos de bebidas.

Había planes muy sencillos para ese día. Una vez saqueado el mercado nos dirigiríamos a Pozohondo y visitaríamos la piscina municipal. Un buen chapuzón, comer algo en el bar de la piscina y luego en casa a pegarnos una buena siesta.

Bueno, cosa que hicimos pero a medias…

9. Prohibido Bañarse.

Pues nada que íbamos todos la mar de animados para meternos en la piscina y darnos un buen remojón y de repente nos encontramos que sólo podemos meternos en la piscina infantil, una cosa redonda, ancha, de aguas cálidas y sospechosamente turbias y con solo cincuenta centímetros de profundidad. Vamos, para intentar suicidarse tirándose de cabeza.

En este estupendo video que aquí dejo os lo explico:

video

Pues sí, resulta ser que la depuradora de la piscina grande se había roto. Una lástima porque nada más ver aquellas aguas a uno le daban unas ganas locas de echarse una ducha y meterse de lo lindo en ella pero no. Había un mensaje muy claro impidiendo que accediésemos ni siquiera a mojarnos los pinreles.

Nos tumbamos un rato en el césped bajo unos árboles y nos remojamos, como pudimos, en la balsa para niños. Qué se le iba a hacer... Como teníamos hambre nos dirigimos al bar donde preguntamos si tenían comida para nosotros. Nos dijeron que la había. Nos sirvieron caracoles, carne mechada con tomate (de nuevo), calamares a la romana, patatas bravas, jamón y queso de la zona, sepia (que nunca vimos), queso frito y algún otro manjar que se nos sugirió, bebimos mucho y todo nos costó la friolera de ¡seis euros por persona! (bebidas incluidas)

Después de comer nos fuimos a casa. Allí nos pegamos un buen remojón en el patio a base de “manguerazos” (de esos que te hacen temblar las nalgas) luego tocó o siesta o ver una peli. Por la tarde noche recibimos la visita "obligada" de Carmiña y fuimos todos a dar una vuelta por el pueblo antes de cenar, salir al fresco, cantar un poco e irnos a dormir con el sonido de los ventiladores del parque eólico de fondo.

10.Miércoles 05 de Agosto de 2008. Voy camino a Lietor…

Quien diga que La Mancha (concretamente Albacete) es aburrida es que no la conoce. Por supuesto que no tiene el carisma de otras comunidades o provincias del sur o del norte, pero encanto tenerlo lo tiene. Sólo hace falta tener un buen guía y tirar millas. Miguel es mejor que un GPS, mejor aun que una guía de esas ilustrada. Cada vez que viajamos nos hace descubrir mil y una sorpresas visuales de aquellas que incluso no están en guías de papel o virtuales para ello se ha ganado con méritos propios el sobrenombre de guía Miguelín. Para los que somos un poco ineptos en geografía su sabiduría es de gran ayuda ya que expande nuestro campos de comprensión orográfica hasta límites insospechados.

Nuestro primer objetivo del tercer día de estancia era visitar Lietor, uno de los pueblos más emblemáticos de la zona por diversos motivos que ya iré anunciando a lo largo de este post (y que podréis contemplar en varios videos y fotografías) Para llegar al pueblo hay que bajar por una carretera llena de sinuosas curvas. Me gusta utilizar el significado de sinuoso, sobre todo para utilizarlo antes de la palabra curva. No sé, gilipoyadas semánticas mias... Bueno y es que en rectas lo que se dicen rectas no existen. Para los que se marean en marcha (Laura es una gran experta en ello, bueno a mi me sucede si no voy tras el volante) hay unos impresionantes miradores que dan a los precipicios y que dejan ver parte del caudal del río Mundo. Nosotros paramos en uno de ellos. Hay más pero este ofrecía unas vistas impresionantes.

Como somos muy ecológicos no llevamos los tres coches, así que “La Cuñá”, David, Miguel y yo ocupamos un coche (el de “La Cuñá”) y Sonia, José, Laura, Adam e Isaac ocuparon el otro vehículo. Uno de nuestros objetivos principales era ver momias, en serio, momias reales como la vida misma. Éstas habitan el subsuelo de un exconvento carmelita a la entrada del pueblo. Nosotros las vimos el año pasado, creo que lo narré en este blog, sino os lo explico y si no os doy de nuevo el muermo. Son momias de monjas y curas todas ellas metidas en urnas esculpidas en la pared y cubiertas por un cristal. Son interesantes, sobre todo si el cura te explica quienes eran y como acabaron en ese lugar. Esta vez en vez de momias vimos a un perro subido a un burro. En serio. El cura estaba de vacaciones y no había forma de poder verlas así que al aparcar apareció frente a nosotros un borrico cargado hasta los topes con un perrucho encima. Para muestra un botón…

Algo es algo. Caminamos un poco hasta llegar a la plaza principal llena de edificios curiosos y con un promedio de cien viejos por metro cuadrado. Todos serios, todos sentado viendo gente pasar. No eran momias pero casi. Así que nos quedamos satisfechos. Recuerdo que una de las veces que visitamos Lietor años atrás llevamos a Eva con nosotros. La pobre tenia cientos de miradas posadas sobre su orondo cuerpo. Era como moscas o marquitas de esas laser de armas de precisión pero en rústico. Fuimos a la fuente del pueblo a beber. Es tradición hacerlo y como nosotros somos muy tradicionales cumplimos con el cometido. La fuente debe estar hermanada con la de Canaletas en Barcelona o con la Fontana De Trevi en Roma porque si bebes de ella vuelves. Nosotros ya lo hemos hecho cuatro veces…

Allí filmamos este fantástico video:

video

Y aparte nos hicimos muchas fotos. En una de ellas, Sonia y yo estamos juntos porque tenemos otra igual de hace ya tres años y queríamos ver lo viejos que estábamos ahora. No tengo la foto que nos hicimos pero si la nueva. Estamos más viejunos pero por lo menos sonreímos (no como los vecinos de de la plaza principal de Lietor) Con José, amigo nuestro, marido de Sonia y padre de su hijo, nos dio por hablar en maño todo el rato. Y no paramos en todo el viaje. El motivo: Hace un par de años José trabajó durante unos meses en Zaragoza y de tanto tratar con maños al final se le quedó adherido su deje. Bueno dicen que todo lo bueno se pega ¿no maño?

También hablamos del Wi Fi porque la primera vez que visitamos Lietor se nos ocurrió que no estaría mal tener una casita allí para jubilarse, siempre y cuando tuviese Wi Fi. En este video podéis ver como hablamos del tema:

video

Nuestro segundo objetivo era visitar la Ermita de Belén. Un lugar de obligada parada que se encuentra en lo alto del pueblo, para ello hay que meterse en sus calles y descubrir cosas interesantes como la venta ambulante de fruta y otro tipo de viandas.

Para entrar en la citada ermita tuvimos que pedir que alguien cercano a la misma nos la abriese. Es normal que los vecinos tengan las llaves del lugar por lo que hay que preguntar y buscar al señor o señora de la llave. Para muestra este video donde Miguel busca pistas.

video

No voy a escribir nada sobre la iglesia salvo que es un lugar impresionante, sobre todo porque toda ella está cubierta de frescos. Prefiero que lo veáis en estos videos (luego no os quejéis que no pongo más material audiovisual)

Aquí tenéis uno…

video

Aquí otro…

video

Otro más…

video

Y otro de propina...

video

Una vez visitada bajamos a la plaza principal y compramos fruta, “Paraguayos”, sí, eso que parece la mezcla de un melocotón y una ciruela. Adam los llama "Paraguayanos"... En este video nos lo cuenta con un poco más de detalle.

video

Hay que decir que estaban todos muy buenos. Os reiréis pero yo nunca los había probado. Es que soy muy poco “fructífago”…

Tomamos cervecitas y refrescos en el bar de la plaza, acompañados en todo momento de moscas y avispas, muy monas y muy cabronas todas ellas. Después nos fuimos derechitos a callejear y a descubrir cosas muy curiosas de las extrañas costumbres de los habitantes como veréis en este exclusivo video:

video

"La Cuñá", despues de unas cuantas pesquisas consigue darnos la respuesta al enígma de las botellas...

video

Además vimos más cosas como los miradores del pueblo donde pudimos contemplar más vistas del río Mundo. Allí Isaac aprovechó el "aupamiento" de su santa madre para incrementar el caudal con un colorido pis.

Acabamos la excursión en “El mirador de Royo Odrea” cerca de Ayna, famosa porque hace 20 años atrás José Luis Cuerda filmó parte de la estupenda película “Amanece que no es Poco” la otra parte la filmó en Lietor. En este video Adam trata de mostrar lo que se puede ver desde el mirador ¿Lo conseguira?

video

Antes de volver a casa de la suegra comimos opíparamente en un restaurante de “Las Peñas de San Pedro”. Después de eso nos estaba esperando la piscina de Pozohondo. En el caso de que se hubiera arreglado la depuradora.

Sobre la foto superior: El señor de rojo a la derecha no pertencía a nuestro grupo turístico. Era oriundo de allí y posó con nosotros de manera espontánea y por todo el morro. Falta en la foto "La Cuñá" que era quien la hacía.

(continuará)


11 comentarios:

Amparo dijo...

¡Me encanta el fast forward de La Cuñá!

Anónimo dijo...

Fueron unas vacaciones cortas pero muy bien aprovechadas, repetiría ahora mismo...
Ya que me lo pase muchismo bien.

El hombre de rojo no tiene desperdicio jajajaja

besitos para todos.
La cuná

Anónimo dijo...

¿Y ese moreno de piscina donde está?, qué blanquisimo te veo Foscardo, con lo que tuesta el aire puebleril, jejeje. No os imagino bañandoos en la piscina de los peques, debíais estar graciosísimos, sin contar con que yo no sé si me atrevería a entrar en el agua caldorra, por mucho calor que tuviera.
Los mercadillos, lo que mas me gusta del mundo mundial, siempre que voy a uno me quedo con la sensación de que no lo he visto todo. Compro poco pero disfruto mucho.
La visita a Lietor parece bastante interesante, me lo apunto en la lista de sitios que visitar.

Saludos

Byrnes

Anónimo dijo...

Cómo me divierto con tus historias,qué bueno lo del burro y lo de las momias,jajaja,me encanta que seas tan directo y con esa sutil ironia que tanto me gusta,jajaja,os lo habeis pasao de p.m.eh? un besote
ion-laos

Astrágalo dijo...

Definitivamente, te lo estas pasando de rechupete, no podras quejarte hermoso!!.
He hecho mis votaciones en tu blog, he votado en recetas de cocina, como ahora traeras nuevas del pueblo, asi las publicas.

Un enorme besito astragalin.

KAMELUCHA--MELA dijo...

JOOOO,,menudo viaje nos hemos pegadoo ,con todo lujo de detalles,,que lindo que eres jjjjajaj y esas fotos que buenas que estan,,,,
menuda comida,,que ricaaa que divinaa,,me fascina el queso frito
vere los videos poquito a poco
eres genial...si señorrrr..
besitosss

KAMELUCHA--MELA dijo...

Huy acabo de ver los videosss jajja
muy buenos , ya lo creo ,,todo un recorrido , muy pero que muy lindo,,te felicitooo señorr..
besitoss

foscardo dijo...

Me alegro que os esté gustando. Este fin de semana prometo adelantar más. Me he prometido que hasta que no termine el tema viaje no cuento nada más. Tengo material para el blog en lista de espera.

Saludos

Que perruna son las vacaciones...

meggan dijo...

hola fosqui.
bueno que genial el viaje he?.os lo habeis pasado pipa!!
ME ENCANTA QUE LO PASARAIS ENGRANDE
y sobre todo leerte
un abrazo a los chico adam y la adolescente..jeje
seguro que este viaje nunca más saldra de sus mentes.
un abrazo y muchos besos

Saharawy dijo...

Jajajajaja las visitas culturales de vuestro viaje son la repera chicos. Es genial veros a todos con esas caras tan risueñas y alegres. Y que sepas, que uise y tú estáis IGUALES que hace 8 años ?cómo lo hacéis!!!??

Os he dejado un abrazote grande para que lo recojáis el día 2 en el blog.

Saluditos

Aleatha_

Anónimo dijo...

Liétor es lo mejor!!!