sábado, septiembre 30, 2006

Yo y mi ombligo

No hay nada más extraño que el ombligo. Ese agujero lleno de pelusa que se encuentra en el centro exacto de nuestro cuerpo, justo en la parte frontal del mismo y medio de la barriga. El ombligo sirve para recordarnos que un día por ahí nos colgaba un cordón que nos alimentaba y nos unía a nuestra madre. Hay que decir que luego, durante nuestra existencia hay otros cordones que nos unen a ella pero no se ven, aunque los notas. A lo que iba… El ombligo puede estar salido (debido a una hernia, por ejemplo) o muy metido hacia adentro, a modo de segunda vagína. Los hay caídos, muy cerrados o redondos como una O. Un ombligo puede mostrase si es bonito, puede incluso estar decorado con un lunar, una peca o poblado con una maleza de pelos. También hay quien se lo atraviesa con un aro o una perla plateada. El ombligo puede ser una fuente, llenarlo de líquido y que beban de él o llenarlo de semen para que naden felizmente millones de espermatozoides. Un ombligo es un lugar donde urgar con un dedo (o dos o tres) o con un pene o con la lengua. Puede ser un perfecto florero de flores de colores diminutas o si nos apetce colocarle una minúscula lente a modo de monóculo. Se dice que el ombligo fue en su tiempo, junto con los pezones, una señal disuasoria para depredadores. Si nos fijamos bien a lo lejos parece una boca y dos ojos pegados a un enorme tronco que hace de cabeza. Yo me imagino el ombligo como una cueva, un lugar perfecto, cómodo y calido donde puedan dormitar duendes, gnomos, hadas y algún solitario piojo .

8 comentarios:

SisterBoy dijo...

Recuerdo que antes decian a los niños que si te tocabas el ombligo podias morir. Che cosa

SisterBoy dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
amparoland dijo...

Conozco a alguien que conoce a alguien que fue al médico porque su ombligo supuraba un extraño y espeso fluido y salió del consultorio con la receta de una ducha diaria. (¡Lo juro por mi perra!)

SisterBoy dijo...

Brrrrrrrr que repeluz, ¿que decia el comentario suprimido?

foscardo dijo...

Joer que asco no? Y que tenía al final?

amparoland dijo...

Tenía quisca. Algunos cruzábamos apuestas sobre la posibilidad de que le crecieran enanos en el susodicho hueco.
¿Sabes que a las embarazadas les desaparece el ombligo? Yo lo comprobé hace poco y aluciné (me atrae poco el mundo "prenatal", lo reconozco... )

foscardo dijo...

quisca???
a mi pared el operaron tantas veces de la tripa que le desapareció el ombligo. Parecia un muñeco ken

foscardo dijo...

acabo de buscar en google quisca y me saen unos cachorros muy monos. Me da que no era eso lo que tenia tu conocido en el ombligo verdad?